INFECCIÓN POR COVID-19 EN NIÑOS Y ADOLESCENTES CON CÁNCER

El virus (SARS-COV-2) fue inicialmente identificado como causa de una neumonía hasta entonces de causa desconocida en Wuhan, provinvia de Hubei (China) en diciembre de 2019 y desde entonces denominada Covid-19. La presentación clínica es la de una infección respiratoria con una gravedad variable que oscila desde una infección respiratoria leve, a una neumonía viral que puede producir un síndrome de distress respiratorio agudo que puede ser potencialmente mortal.

La OMS fue informada de 44 casos de neumonía cuyo agente microbiano era desconocido en la ciudad de Wuhan en diciembre de 2019. Muchos de estos pacientes fueron relacionados con un mercado de pescado y animales vivos (Huanan south China Seafood Market). La OMS ya anunció que un nuevo coronavirus, era detectado en las muestras tomadas a estos pacientes. Los test realizados descartaron que se tratara del SARVS-COV-1, MERS-COV, gripe aviar y otros patógenos comunes respiratorios.

Desde entonces y dada la alta transmisión, de este virus, se ha extendido desde Wuhan a todo el mundo, primero fue declarada una emergencia de salud pública el 30 de enero de 2020 y después fue declarada pandemia el día 11 de marzo de 2020.

Desde un principio de la pandemia, se detectó que la incidencia en niños era baja (1-2%) de los casos publicados, que el curso de la enfermedad era leve y por último, que la muerte en esta población era extremadamente rara.

Los síntomas son los tipicos de una infección respiratoria e incluyen fiebre, tos, dolor de garganta, estornudos, mialgias y fatiga en algunos casos, pero la gravedad de estos síntomas es claramente inferior a los que presentan las personas mayores.

No obstante, inicialmente se identificaron unos factores de riesgo dentro de la población pediátrica, entre los que se incluirían: inmunodeprimidos como son los niños oncológicos y los sometidos a trasplante de progenitores hematopoyéticos, cardiopatías, patología respiratoria crónica y otros (diálisis, drepanocitosis, diabetes tipo 1).

En nuestro caso ( como oncólogos) nos llamo la atención desde un principio que la incidencia de infección era baja y que el curso clínico de la misma era generalmente favorable. Así quisimos realizar un estudio en la Comunidad de Madrid que diera respuesta a estas dos preguntas. Cual era la incidencia? y cuales eran los síntomas y signos de la infección y así mismo como era el curso clínico de la misma?. El estudio se finalizó la semana pasada y fue enviado a Pediatric Blood and Cancer, siendo aceptado para su publicación, aquí adelanto un resumen de los puntos de mayor interés.

INFECCIÓN POR COVID-19 EN NIÑOS Y ADOLESCENTES CON CÁNCER EN MADRID DURANTE LAS SEIS PRIMERAS SEMANAS

Recogimos todos los casos de niños con cáncer diagnosticados de infección por Covid-19 comprobada por PCR en todos los hospitales de la Comunidad de Madrid que tienen Servicio de Oncología Pediátrica.

En total, identificamos un total de 15 casos, que con arreglo al número de niños y adolescentes con cáncer en el Registro de la Comunidad de Madrid desde 2015 hasta el 2020, le corresponde una prevalencia del 1,3% de esta población. Las características de los pacientes aparecen en la tabla I.

Las manifestaciones clínicas, radiológicas y analíticas de nuestros pacientes son similares a las que tiene el resto de la población infantil afectada.

Es de reseñar, el alto porcentaje de niños que tuvo un contagio nosocomial y que estaría en relación con el alto contagio de los profesionales de la salud que tuvo esta infección y que también existía claro predominio de los niños 14/15.

Es necesario mencionar que aunque los niños con cáncer se han incluido en el grupo de alto riesgo para COVID-19, en nuestro caso no ha sido así y los hallazgos clínicos y el curso clínico ha sido moderado o leve siendo el pronóstico mejor que en la problación adulta.

La fortaleza de nuestro estudio radica en conocer la prevalencia de esta infección en niños con cáncer, con datos propios y reales en el epicentro de la pandemia y en segundo lugar que la infección era probada en todos los casos.

Table 1. Main characteristics of the patients

Age (years)GenderBaseline diseaseDisease statusCT interruptionCOVID-19 SymptomsChest X-rayCOVID-19 treatment
16,5MNHLActiveNoFever HypoxemiaPneumoniaHCQ Tocilizumab Lopinavir- Ritonavir Azithromycin Oxygen support
8MB-ALLCRNoFever CoughingPneumoniaHCQ
10,6MB-ALLCRNoFeverNormalHCQ
0,6MHR-NBLR/RYesAsymptomatic
12,9MMyelo-dysplastic syndromeCRYesThroat painPeribronchial cuffing
12,7MB-ALLCRNoFeverPeribronchial cuffingHCQ
9MT-ALLCRYesFeverPeribronchial cuffingHCQ Remdesivir
6,8MMelanomaR/RYesCoughingPeribronchial cuffing
11,2MAMLCRNoFeverNormalHCQ
6,8FB-ALLCRNoCoughing Chest painPneumoniaHCQ
5,2MB-ALLCRNoFeverNormalHCQ
14,6MT-ALLActiveNoAsymptomaticNormalHCQ
18,6MEwing sarcomaR/RYesFever Coughing HypoxemiaPneumoniaHCQ Azithromycin Corticoids Oxygen support
11MWilms tumorR/RNoFever CoughingNormalHCQ
3,0MB-ALLCRYesFever CoughingNormal

ALL: Acute lymphoblastic leukemia; AML: Acute myeloblastic leukemia; CR: complete remission; CT: Chemotherapy; HCQ: Hydroxychloroquine; HR-NBL: High-risk neuroblastoma; NHL: Non-Hodgkin lymphoma; RR: Refractory/Relapse

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja un comentario

18 + 15 =